Poemas de Marco Rossi Peralta

Fotografx: Ezequiel Fernández Bados

1.
Nosotrxs no hacemos pactos con dios
por mucho que pague
no le vendemos nada
y es por eso que nunca
pero nunca
llegamos a fin de mes.

2.
Un día
todas las preguntas que no nos hicimos
van a volver
para hacernos pingo.

3.
Es muy poco el tiempo
que nos queda
¿lo vamos a desperdiciar cogiendo?
¿o lo vamos a desperdiciar sin coger?

4.
Yo nunca he sabido mucho
como todxs
-no me jacto-
y lo poco que sé
ya no lo quiero.

5.
Cualquier poema de estos
voy a amanecer partido al medio
yendo a donde no estoy,
mis ojos me van a mirar de lejos
y treinta o cuarenta personas después
me voy a dar cuenta:
necesito una tijera.
Cualquier poema de estos
voy a amanecer con una tijera
y me voy a recortar
todos los días
que me sobren.

6.
A vos se te dan vuelta las palabras
a mí se me caen de la boca
perdón
te digo
se me cayó
-mentira-.

7.
¿Hasta cuando vamos a mentir
que escribimos poemas
porque nos gusta?
¿Hasta cuando vamos a mentir
que escribimos poemas?

8.
Todo poeta debería tener
su poema para el día que se muera
para que sea leído en su velorio
y publicado en los diarios
como una premonición morbosa,
yo no me pienso morir
y lo dejo por escrito.

9.
¿Cuándo un cuerpo
deja de ser
una mujer
una persona,
y en qué se convierte
cuando la cortan en pedacitos
y la amontonan
en un pozo?
¿Cuándo un cuerpo
deja de ser
una persona?
Porque sucede antes
mucho antes
de que la corten en pedacitos
y la amontonen
en un pozo.

10.
A veces uno quiere creer
y cree
que la ausencia es otra forma del estar
y nombrar una forma de acercarse a lo nombrado.
Otras veces uno está como ausente
y no sabe nombrar
ni de lejos
ni de cerca.
Te llevaste a vos
y no me dejaste
ni tu nombre.
¿Y eso cómo se llama?

__________________________________

Marco Rossi Peralta nació en 1995, es de Tucumán y desconfía de las biografías como todo el mundo. Escribió Micumán (Editorial Monoambiente, 2016) y El mosquito (El tiempo es escaso) (Edición de autor, 2017). Todavía no se ha arrepentido. Es fan de Socorro Rosa, le manda saludos a su mamá y dice que escribir en tercera persona de uno mismo es extraño.